lunes, 4 de junio de 2012

CHACHÁ
(Albizia lebbeck)

                                                                Dr. Arcenio Estévez Medina, M. D., N. D., M. H.

   El chachá es un árbol frondoso, oriundo de India, de flores blancas en racimos y fruto en forma de vaina que contiene hasta 12 semillas oblongas y achatadas.  Su legumbre es una rica fuente de proteína apta para el consumo humano y animal.  La corteza es de sabor amargo.  Por su acelerado crecimiento es sembrado cuando se quiere una sombra rápido.  En la ciudad de Santiago de los Caballeros, en la República Dominicana, hay un parque que por la gran cantidad de estos árboles que tiene se le llama “El Parque de los Chachases”.
   El nombre de Albizia se le puso en honor al italiano Filippo de Albizzi, un gran estudioso de las plantas.  Mientras que la denominación lebbeck proviene del árabe.
   El nombre común de chachá se le atribuye al sonido que hacen sus legumbres secas al ser movidas por el viento.    

PROPIEDADES INDUSTRIALES, MEDICINALES Y NUTRICIONALES

   La corteza de esta planta es empleada en la fabricación de instrumentos musicales.  Además de tener una excelente calidad, da un gran rendimiento como combustible.  Con ella se hace un jabón antialérgico.
   De las semillas también se está produciendo combustible para vehículos de motor, aceite comestible y bebidas.  Son una buena fuente de proteína, aportan 34 por ciento de su peso en este nutriente, superando a la carne, pescado, leche, huevo, queso y mantequilla.  Dando un valor respecto a este nutriente cercano al de la soya.  La decocción de ellas es tomada para combatir hemorroides y úlceras de estómago.  Con ellas también se fabrica una harina para el consumo humano.  Es una opción efectiva para la dieta del paciente con elevaciones de los niveles de triglicéridos y colesterol porque su contenido en grasa es muy bajo, llegando como máximo al 3.1 por ciento de su peso.  En cuanto a los carbohidratos ofrece el 35 por ciento de su contenido total en estos importantes nutrientes.  Las semillas se ponen a fermentar para producir un alcohol de alta calidad.
   Lo importante de este alimento es que, a diferencia de la soya, es de muy fácil digestión, pues el 78 por ciento de su contenido se digiere sin problemas en el estómago de un ser humano normal.   Es una buena fuente de fibras (14 %).  Por eso ayuda en el manejo de personas con estreñimiento.
   De la parte que está adherida a las semillas se obtiene una goma para pegar, tan buena como la goma arábica. 
   La corteza en decocción es recomendada como antiinflamatoria y muy efectiva en tos y gingivitis.  Se utiliza como gárgara y con ese fin es tomada a dosis de una taza tres veces al día.     
   Las hojas, tallos y frutos en decocción son tomados en casos de hemorroides.  Con las semillas se hace una harina que se mezcla con otros componentes como la melaza y minerales para alimentar al ganado lechero.  La proporción puede variar entre 50 y 85 por ciento de las semillas.
   Se atribuyen a las semillas propiedades antialérgicas, antiinflamatorias y antibióticas.  También se recomiendan en bronquitis y asma bronquial.  
   En medicina de la India (ayurvédica) se utilizan las hojas del chachá aplicadas en pasta para la picadura de insectos, alergia e inflamación de la piel.

INVESTIGACIONES QUE AVALAN ALGUNOS USOS POPULARES DEL CHACHA.

   Una investigación publicada por International Journal of Pharma Research and Development demostró que a la dosis de 200 mg/kg de peso, redujo el factor reumatoideo en la sangre de los individuos tratados con extractos de la planta.
   Otro estudio demostró una marcada actividad antiinflamatoria en las semillas del chachá, publicado por la Biblioteca Nacional de Medicina y los institutos Nacionales de la Salud de Estados Unidos.

Buena para el aumento de tamaño de la próstata.
  
  Una importante investigación realizada con el fruto del chachá ofreció esperanzas para los hombres con aumento de tamaño de la próstata porque en los estudios preliminares demostró que es efectiva en esta lesión, gracias a la acción de saponinas extraídas de este órgano de la planta. 
   Para lograr la reducción del tamaño de la glándula de animales incluidos en la investigación se administraron 50 miligramos por kilo de peso durante 60 días.  Esta dosis no afectó el resultado de la glicemia, proteínas, hemoglobina, conteo de glóbulos blancos y rojos.  Este trabajo fue dado a conocer por el Journal of Ethnopharmacology en el Volumen 96, de enero del año 2005 y fue realizado por La Universidad de Rajasthan de la India.      
   

No hay comentarios:

Publicar un comentario